Inspeccione el compartimiento del motor

Antes de arrancar el motor, revise los siguientes puntos en la secuencia que aquí le sugerimos:

ACEITE DEL MOTOR
Verifique el nivel y la condición del aceite de motor; un nivel bajo puede causar pérdida de lubricación y desgaste prematuro de las partes.

RADIADOR
Observe el nivel del refrigerante; un nivel bajo puede causar que la máquina se sobrecaliente, lo que reduce su eficiencia. Un tapón de radiador defectuoso puede causar la pérdida de refrigerante y sobrecalentamiento.

BANDAS
Revise la tensión de las bandas. Una banda floja derrapa y se gasta más rápido. Además, provoca que las baterías no se carguen completamente.

MANGUERAS
Examine todas las mangueras y conexiones (abrazaderas) y verifique cualquier indicio de fuga. Las mangueras de refrigerante suelen ser causa de contratiempos, por ello es mejor hacer las reparaciones antes de iniciar el viaje.

DIRECCIÓN HIDRÁULICA
Inspeccione el nivel de fluido, por su propia seguridad; esto es esencial para mantener el nivel apropiado de fluido y detectar fugas en el sistema, antes de que se genere un problema.

TURBOCARGADOR
Si su motor está equipado con turbocargador, revise la línea de lubricación del turbo. Esta parte del motor siempre debe tener suficiente aceite, especialmente cuando se sobrerrevoluciona a 50,000 rpm y a muy altas temperaturas. La inspección del compartimento del motor está completa ahora, pero no debe cerrar el cofre. Eche un último vistazo al motor después de observar el exterior del vehículo. Durante la inspección exterior, usted debe dejar operando el motor. Antes de arrancar el motor asegúrese que todos los instrumentos de carátula marquen cero. Ponga la transmisión en neutral y presione el clutch completamente. Además de ser una medida de precaución, esto facilitará el arranque del motor, especialmente cuando está frío.

Escriba un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.